viernes, 11 de julio de 2014

Protocolo: Cómo poner la mesa correctamente

¿Cuántas veces has tenido alguna comida o cena, y has tenido dudas de cómo poner correctamente la mesa?

El acomodo y decoración de una mesa te ayudan a crear diferentes ambientes además de que saber hacerlo deja ver que sabes de protocolo y etiqueta en la mesa. Cuando tienes reuniones en tu casa, el poner la mesa y decorarla bien te ayudará a hacer una diferencia entre esas cenas importantes y las comidas de todos los días.

Además, una mesa bien puesta y decorada te invita a ser parte de un momento para recordar. A continuación encontrarás algunas recomendaciones de cómo poner una mesa.




Elementos básicos: mantelería, vajilla, cristalería, cubertería


Sea cual sea el tipo de mesa que vamos a “crear” no debemos olvidarnos de los detalles fundamentales que son básicos en cualquier mesa como son:

1. El mantel: es imprescindible que sea lo suficientemente amplio como para cubrir toda la mesa, y por supuesto, deberá estar limpio y bien planchado. Bajo el mantel es recomendable poner un muletón (una tela gruesa, suave y afelpada, de algodón o lana) que proteja la mesa, amortigüe los golpes, evitando que cualquier percance pueda estropear la mesa. 

El mantel deb ser de tejidos naturales: hilo, lino, crepé, damasco... y su color variará dependiendo de si se utiliza para una comida o una cena, o de la formalidad del acto. 

Para comidas formales será blanco o crudo, aunque también se aceptan tonos muy claros y suaves. En las cenas formales u oficiales el color será el blanco. 

En comidas o cenas informales nos podemos dejar llevar más por la moda y por nuestro gusto personal. Si tu vajilla es blanca puedes usar manteles de colores para darle vida a tu mesa.


2. La vajilla: si no es un encuentro muy formal, puedes elegir una vajilla moderna, pero siempre que tengas piezas suficientes para todos tus invitados. No se deben combinar distintos tipos de vajilla.  

En cuanto a los platos, coloca siempre uno llano y sobre él uno hondo, nunca debe colocarse directamente sobre el mantel el plato hondo. Si tenemos un bajoplato mejor que mejor para decorar la mesa.

Los platos serán tu guía para toda la decoración de la mesa. Después de poner el mantel acomoda los platos base, ya que dependiendo del espacio que ocupen, podrás acomodar el resto de la vajilla y cubertería.  


3. La cristalería: al igual que la vajilla, debe ser toda del mismo modelo. Tendremos que colocar en la mesa tantas copas como bebidas diferentes vayamos a servir durante la comida (aunque también dependerá del espacio disponible). No es recomendable poner más de cuatro copas. Las colocaremos en línea o en forma triangular, siempre siguiendo el orden en el que se vayan a servir (empezando por la derecha).

Si quieres simplificar, coloca solo dos copas, una de agua y otra de vino. La de agua a la izquierda y a su derecha la de vino. Se colocan frente al plato, en la parte superior.  

La cristalería deberá lucir impecable, cuidando de no dejar marcas de dedos en ella. Las copas de colores no son propias para cenas de gala o muy formales, y como decíamos anteriormente estarán colocadas por orden de consumición delante del servicio de mesa de derecha a izquierda. 
 

4. En cuanto a los cubiertos, al igual que en el caso de la cristalería, pondremos tantos cubiertos como diferentes tipos de comida vayamos a servir. Recuerda que como mínimo tendremos que diferenciar entre el cuchillo de carne y el de pescado, y lo mismo pasa con el tenedor. Los situaremos a los lados del plato: el tenedor a la izquierda y el cuchillo y la cuchara a la derecha. 

Si queréis conocer más detalles relacionados con los cubiertos y su utilización, podéis consultar en este mismo blog los siguientes posts

5. En cuanto a la decoración, un sencillo centro de mesa de flores frescas o secas, o un centro de frutas son los elementos más comunes. Si es cena, también puede adornar con unos candelabros o palmatorias. La luz deberá ser la justa: ni demasiado oscuro o penumbra ni demasiada luz que moleste. También puedes poner velas aromáticas para evitar los malos olores. 

Es importante que una vez estén los comensales sentados en la mesa, los elementos decorativos no sean una molestia. Si es así, mejor retíralos antes de empezar a comer.






Colocación de la mesa


Al poner una mesa correctamente los elementos deben tener una separación uniforme y tienen que quedar visualmente equilibrados.




1º) Colocación de los platos


Lo primero que hay que hacer es colocar los platos en su sitio, éstos van a ser nuestra guía para colocar el resto de elementos. 

Si vas a poner varios tipos de platos por cada comensal porque el menú lo requiere, recuerda colocarlos en orden de mayor a menor. Suele ponerse un plato hondo para la sopa y otro llano de mayor tamaño. Queda bastante aparente colocar un bajoplato de colores a tono con la decoración de la mesa que aunque no se usará dará un toque muy elegante a nuestra mesa. 

El bajoplato estará a 2-3 cm de distancia del borde de la mesa, y se disponen a igual distancia unos de otros. No podrá ser quitado sino al final de la comida. 

El pan se tiene que servir en un plato pequeño y se debe colocar a la izquierda, justo encima de los tenedores.

Diámetros de los platos
  • Bajoplato, plato de presentación o plato de sitio:  debe tener 31 cm de diámetro.
  • Plato principal: debe tener 25 cm de diámetro.
  • Plato de entrada: debe tener 23 cm de diámetro.
  • Plato sopero: debe tener 21 cm de diámetro.
  • Plato de postre: debe tener 20 cm de diámetro.
  • Cazuela: debe tener 12 cm de diámetro.

Reglas de colocación
Los platos se colocan al filo de la mesa dejando 1 cm del borde. Esto también para los cubiertos que dependiendo de la mesa, si es redonda o cuadrada, quedarán rectos o en forma semicircular. 
La separación entre los platos tiene que ser la suficiente para que cada comensal pueda comer sin chocar con el brazo del de al lado. Se recomienda una separación de 60-75 centímetros a lo ancho por comensal, de esta manera pueden comer y moverse cómodamente, y su vajilla y cubiertos estarán bien delimitados.
 

2º) Colocación de las copas


Las copas y los vasos se colocan en el lado derecho del plato, en fila recta inclinada hacia abajo desde la parte superior izquierda, yendo del más grande al más pequeño.

Si vas a servir café durante la comida, se tiene que colocar la taza y el plato a la derecha, a la altura de las copas. Si sólo vas a servir café con el postre no hace falta colocar la taza desde el principio.


3º) Colocación de los cubiertos


No es necesario tener una cubertería de plata para que nuestra mesa se vea bonita. Escoge los cubiertos que estén en mejor estado y sacales brillo con un trapo.

La norma más sencilla que nunca debe olvidarse es que los cubiertos se organizan según el orden en que van a utilizarse, es decir, deben ir colocados de afuera hacia adentro, y se deben retirar según los vayamos utilizando. 

Es mejor no usar los mismos cubiertos durante toda la comida, tratar en la medida de lo posible de cambiarlos con cada plato.   


¿Cómo se colocan los cubiertos al inicio de una comida? 

  • El cuchillo va a la derecha del plato, con el filo (la parte que corta) hacia adentro.
  • La cuchara va a la derecha del cuchillo, con la parte concava hacia arriba.
  • El tenedor se pone a la izquierda del plato, con las puntas hacia arriba.
  • Los cubiertos se colocan a 3 ó 4 cm. de distancia a cada lado del plato.
  • Los cubiertos para el postre se colocan en la parte superior del plato, con el mango del tenedor hacia la izquierda y el mango de la cuchara hacia la derecha, ambos con la parte trasera tocando la mesa. Otra opción es ponerlos en el momento de servir los postres.
  • Cuando el tenedor va a usarse en un primer plato se puede colocar a la derecha, ya que tendrá utilidad de cuchara.
  • Si ponemos un platillo para el pan y la mantequilla, este plato va a la izquierda de las copas, en la parte superior, encima de los cubiertos del lado izquierdo, y deberemos colocar un cuchillo atravesado en el plato, para que se pueda usar untando la mantequilla al pan.
  • El tenedor se usará con la mano derecha, cuando se use con alimentos que no necesitan cuchillo.

¿Cómo se dejan los cubiertos al terminar de comer?

Actualmente muchas personas no saben que cuando se asiste a un restaurante, podemos comunicar a los mozos diferentes mensajes a través de los cubiertos. A continuación dejamos los mensajes más usados a nivel mundial.

Posición de los cubiertos/servicios en pausa
 

Esta posición muestra al camarero que aún no has terminado y que sólo estás haciendo una pausa, con esto el camarero no debería preguntarte si ya acabaste.


Posición de los cubiertos/servicios en siguiente plato
 






Esta posición muestra al camarero que estás esperando el siguiente plato.
 Posición de los cubiertos/servicios en excelente
 









Esta posición muestra al camarero que ya terminaste y él puede retirar los platos.





Posición de los cubiertos/servicios en terminó
 



Esta posición muestra al camarero que ya terminaste, pero que no deseas comentar si estuvo bueno o malo el menú, simplemente “terminaste”… esto no es descortesía o mala educación.
 

Posición de los cubiertos/servicios en no le gustó
 



 
Esta posición muestra al camarero que ya terminaste y que no te gusto el menú, esto tampoco es descortesía o mala educación, simplemente es tu opinión sobre la preparación de la comida.

 

 

 

4º) Colocación de la servilleta


Las servilletas de tela siempre se verán más formales que las servilletas de papel. Éstas se pueden colocar del lado izquierdo del plato después de los tenedores, debajo del tenedor o encima del plato como decoración. 

Hoy en día es muy habitual poner la servilleta encima del plato, doblada de alguna forma original o con alguna argolla, la cual complementa toda la decoración. 

Las servilletas al igual que el mantel las puedes encontrar en diferentes colores, diseños o texturas; procura que no resalten o se salgan de todo el concepto ya creado.

Las hay de varios tamaños, cuanto más grandes más elegantes o de gala:

  • Para cena formal: 60 x 60 cm.
  • Comida y cena menos formales: 45 x 45 cm.
  • Bufés: 34 x 34 cm.
  • Merienda: 22 x 22cm.
  • Aperitivo: 20 x 20 cm. 

Estos tamaños deben de tenerse en cuenta a la hora de montar la mesa.

 

5º) Colocación de otros elementos


Saleros: Para comidas informales basta un solo salero y un solo pimentero, mientras que en las ocasiones importantes se deben colocar un pequeño salero y un portapimienta al lado de cada puesto o entre dos platos. Los saleros pueden ser por su calidad (plata, porcelana o cristal) un elemento decorativo.

Ceniceros: Si vas a colocar ceniceros, no deben de colocarse en la mesa hasta la hora del postre o café, nunca antes. Lo ideal es poner varios en el centro de la mesa para que todos los comensales tengan uno a su alcance.

Minuta: Si ponemos tarjetón de menú puede ir delante de los cubiertos de postre hacia la derecha del comensal.

Tarjeta identificativa: irá colocada a la derecha del servicio de mesa. 

Otros objetos, como la quesera, el plato de fruta, las medias lunas de ensalada, la salsera, etc se llevan a la mesa sólo cuando sea necesario. 




1 comentario:

  1. Muchas gracias! Espectacular! La nota mas completa en castellano. Felicitaciones!

    ResponderEliminar